La comunidad de la UNLaR acentúa acciones en defensa de la educación pública

Autoridades de la Universidad Nacional de La Rioja y referentes de los cuatro estamentos convocaron a la comunidad riojana a participar de un abrazo simbólico, este miércoles, 22 de agosto, a las 10, en defensa de la educación pública. Comprometieron la asistencia a los legisladores nacionales y provinciales, a los concejales, intendentes y referentes de instituciones gremiales, políticas, sociales, y comunidad en general. Para graficar la gravedad de la situación, el rector Calderón precisó que no están garantizados los fondos del comedor y los salarios y están paralizadas las obras.

Los representantes de los estamentos Docente, Nodocente, Estudiante y Graduados y de los gremios SiDIUNLaR, ARDU, ATUR, junto al rector y vicerrector de la UNLaR, Fabián Calderón y José Gaspanello -respectivamente-, brindaron una conferencia de prensa, este viernes, en la plazoleta Sembradores de Esperanzas, de la Ciudad Universitaria; oportunidad en la que invitaron a la comunidad a apoyar las medidas en defensa de la universidad pública por los recortes presupuestarios de Nación, que pone en peligro el funcionamiento de las casas de altos estudios en todo el país.

El contacto con los medios de comunicación comenzó con la palabra del secretario General del SiDIUNLaR (Sindicato de Docentes e Investigadores de la UNLaR), Franklin Reinoso, quien dijo que “la convocatoria surge a partir del carácter que está asumiendo la situación nacional respecto del conflicto en las universidades nacionales dentro del contexto de la problemática que tiene en general la educación pública y atendiendo que el problema actual no solamente se reduce a la cuestión salarial de los docentes”.

En ese contexto, el sindicato docente ha convocado a una asamblea interestamental y producto de eso ha surgido un plan de lucha cuyo horizonte es el 30 de agosto, período que se puede prolongar, aún mas allá, cuando se trate el presupuesto de las universidades nacionales, explicó Reinoso. Precisó que, “en función de que esta lucha la tenemos que encarar todos los actores de las universidades, no sólo desde el punto de vista analizando las individualidades, sino dentro de todas las universidades, con un gran movimiento nacional para contrarrestar el avance de las medidas del gobierno nacional”.

Por su parte, en representación de ARDU (Asociación Riojana de Docentes Universitarios), Alicia Parodi, señaló: “nuestra postura es inflexible, estamos exigiendo los cuatro mil millones de pesos de financiación del Gobierno nacional”. Seguidamente, precisó: “es por eso que estamos presentes todos los estamentos de la Universidad Nacional de La Rioja, las organizaciones de representación gremial y las autoridades para poner en conocimiento local y también a nivel nacional, cuál es la posición de la UNLaR respecto de la situación actual de desfinanciación del gobierno nacional hacia las universidades públicas”.

“Estamos exigiendo defender nuestros derechos como docentes de toda la clase trabajadora que hoy está hambreada ante una situación de ajuste. El gobierno nacional nos está sumiendo a todo el pueblo argentino”, sostuvo Parodi. Pidió la unidad de toda la comunidad porque la  necesidad es que se tome conciencia ya que la situación atraviesa a todas las universidades nacionales, los colegios preuniversitarios y los otros niveles educativos.

A su turno, Malvina Vilte, en representación del Estamento Nodocente y de ATUR (Asociación de Trabajadores Universitarios Riojanos), dijo: “nuestro estamento, con la Federación a la cabeza, ha decidido firmemente la defensa de la educación pública. Nuestras universidades están siendo agobiadas con el presupuesto educativo que han sido fijados sin el semejante índice inflacionario. Estamos en pie de lucha porque tenemos el compromiso con la sociedad riojana que nos encomendó defender esta casa de estudios”.

Vilte señaló que se pedirán conversaciones con todo el arco político, en especial con legisladores nacionales, para que en forma conjunta se defienda el presupuesto.

Seguidamente, el secretario de Asuntos Estudiantiles, Gustavo de la Fuente, explicó que la postura del estamento es la del inicio de clases. “Hoy, entendemos en conjunto con los centros de estudiantes, que no se trata de una lucha salarial, sino de poner a nuestra universidad en pie porque presupuestariamente no estamos en condiciones de poder terminar con lo que habíamos presupuestado con el comedor, algo que siempre nos ha dado orgullo”, advirtió. Igualmente, precisó que “los recortes en las becas Progresar han sido muy claros”. Agregó que “los números de deserción estudiantil van aumentando  ya que los que vienen de otras provincias se les hace muy difícil poder afrontar la situación económica para llegar a la universidad”.

En tanto, en representación del estamento de Graduados, Bernardo Sánchez Alem, explicó que, “hablando con los consejos profesionales, hoy, en Argentina, las 57 universidades que existen públicas y gratuitas no están funcionando; están todas paradas”.

Sostuvo que “no es un problema sólo de la UNLaR; la UNLaR le quiere decir a cada uno de los riojanos que tanto quiere a esta universidad, que la educación pública y gratuita está en peligro”. Inmediatamente, agregó: “debemos saber que, si no luchamos hoy por nuestra universidad pública y gratuita, mañana no va a ser ni pública, ni gratuita”.

Para finalizar, el rector Fabián Calderón manifestó: “nos sumamos como comunidad universitaria a esta lucha de defensa de la universidad pública que se está llevando a cabo en todas las universidades públicas de nuestro país”. Afirmó que “es una lucha colectiva; (…) hoy estamos unidos para defender un derecho que hemos logrado como argentinos y que no estamos dispuestos a abandonar”.

En ese contexto, invitó a la comunidad riojana para el 22 de agosto, a las 10, a un abrazo a la UNLaR. “Es muy importante sentirnos acompañados para defender nuestra universidad porque está en riesgo lo público y gratuito”, precisó.

Para graficar la gravedad de la situación, Calderón dijo que “hoy no están siendo garantizados los fondos del comedor y los salarios, hoy están paralizadas las obras, la biblioteca, el comedor, entre tantas otras”.

Asimismo, convocó para el 22 al gobernador, a los legisladores nacionales y provinciales de los distintos espacios políticos que representan, a los concejales, intendentes y referentes de instituciones gremiales, políticas, sociales, culturales, religiosas y cooperativas para que se sumen a este abrazo.

“Es muy importante sentirnos acompañados, así como en este tiempo la universidad ha acompañado muchas de las políticas públicas, a instituciones, a través de convenios de proyectos de extensión e investigación; hoy necesitamos que nos acompañen para defender la universidad porque está en riesgo lo público y lo gratuito”, agregó.

Para finalizar, dijo que, “como universitarios, acompañamos el plan de lucha todas las actividades organizadas, clases públicas, fogones, debates, jornadas, movilizaciones, abrazos; pedirle a toda la comunidad riojana que, así como nos acompañó en el 2013 para tener una universidad distinta, lo haga también en esta oportunidad”.

Compartir en: